En nuestra empresa somos expertos en puertas de garaje en Madrid. En nuestro catálogo de puertas las podrás encontrar de todos los tipos que puedas imaginar: abatibles, seccionales, enrollables, basculantes, abisagradas… y, por supuesto, también correderas. En el presente artículo nos detendremos a observar en qué situaciones pueden resultar más aconsejables recurrir a estas últimas para su instalación. De todos modos, lo mejor es consultar con nuestro equipo de profesionales sobre tus circunstancias en concreto para que te puedan orientar de manera personalizada.

Uno de los factores determinantes a la hora de escoger una puerta corredera para la entrada en un garaje o en una finca es que se debe poseer con el espacio libre suficiente para que la hoja de la puerta se pueda recoger en uno de los laterales. Como bien sabemos los profesionales que trabajamos día a día con puertas de garaje en Madrid, las puertas correderas hacen necesario un espacio libre, que no se vea afectado por la estructura metálica una vez que la puerta se abra.

Es por esto que las puertas correderas resultan especialmente recomendables para las entradas de fincas o terrenos abiertos. Al no tener un techo en la que recogerse, como es lógico, quedarían descartadas otras opciones como las puertas enrollables. De todos modos, también son muy socorridas en puertas de garaje que tengan unas dimensiones considerables.

Contacta con Luvematic, empresa especializada en puertas de garaje, y su experimentado equipo de profesionales te orientará la solución que mejor se adapta a tus necesidades.