Es indispensable contar con buenas puertas de garaje en Madrid. Por un lado, garantizan la seguridad de tu vehículo de no sufrir accidentes o los destrozos del exterior. Y, por el otro, evita que los ladrones puedan dar con facilidad con tu coche. De ahí que sea tan importante cuidar adecuadamente las puertas automáticas, manteniéndolas en buen estado.

Por eso hoy, como profesionales en la venta de puertas de garaje en Madrid, queremos darte una serie de consejos que te ayudarán a mantener siempre en buen estado un aparato tan necesario.

Un consejo bastante común es el de que, por lo menos una vez al mes, te encargues de limpiar la zona exterior de tu puerta. No es solo estética, también evitarás que las manchas o los desperfectos puedan deteriorarla hasta el punto de estropear el material y volverlo inservible. Un chorro de agua de manguera y frotar con un estropajo puede ser suficiente.

Las puertas automáticas suelen chirriar en las dobleces. Esos ángulos son los más delicados, ya que es en donde la estructura puede engrasarse y estropearse. Nuestro consejo es que cuides especialmente esos espacios mediante aceites o materiales que mantengan lubricadas y flexibles las dobleces.

Si utilizas un mando a distancia, trata de revisarlo cada poco tiempo, y de cambiar las pilas un poco antes de que se vayan a terminar. A veces estas pueden quemarlo, y el coste por repararlo puede ser importante, lo mejor es que las cambies con cierta regularidad.

Finalmente, ten cuidado con la humedad si la puerta no es metálica. Basta con que la revises. No hace falta, de entrada, que eches ningún producto a la puerta. Ahora bien, si aparece un desperfecto, llama a un profesional.

Si quieres las mejores puertas de garaje, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Somos Luvematic.